Instalación básica para dispensar cerveza embarrilada

Una de las cuestiones fundamentales que se plantea un fabricante de cerveza, independientemente de su tamaño, es ¿cómo debo envasar mi producto? Tanto el barril como la botella tienen sus defensores y detractores. Los grandes grupos cerveceros pueden, incluso, permitirse distribuir su cerveza a través de ambos soportes. Pero ¿qué ventajas nos ofrece embarrilar la cerveza que producimos?

Existen dos ventajas principalmente para el uso del barril: reducimos el espacio necesario para almacenar el mismo volumen de cerveza y no necesitamos tener el barril en frío (como ocurre con las botellas), para lograr que la cerveza tenga la temperatura adecuada.

Y, si nos centramos exclusivamente en la cerveza, el barril nos aporta ventajas respecto a:

  • La oxidación. Puesto que la cerveza de barril está protegida frente a la luz, que puede alterar la composición de esta.
  • El sabor. La mayor parte de las cervezas embotelladas suelen ser pasteurizadas, lo que puede provocar un cambio en el sabor de la cerveza.
  • La carbonatación. Este proceso está controlado cuando recurrimos a una instalación de barril. La carbonatación de la cerveza embotellada se produce única y puntualmente tras su embotellado.

El único inconveniente es que siempre asociamos el uso del barril con la necesidad de conocimientos técnicos para un óptimo diseño de la instalación y con altos costes de inversión en material. Esto no es siempre así. Hoy os contamos qué elementos son indispensables en una instalación de dispensing de cerveza para que esta funcione correctamente, ensalzando las propiedades de cada cerveza:

Circuito de la cerveza

Compuesto por todos los elementos por los que va a pasar la cerveza: barril, cabezal, tuberías, serpentín y grifo.

Los barriles pueden ser de varios tipos:

  • Los que tradicionalmente conocemos de acero inoxidable y que se diferencian por su cabezal extractor.
  • Ecofass Kegs. Fabricados en plástico y con sistema de bolsa. Son compatibles con cabezales tipo A y S.
  • Key Keg. Fabricados en PET y también con sistema de bolsa (lámina aluminio). Compatibles con los cabezales tipo Key Keg.
  • Polykeg. Fabricados en PET y se pueden emplear con o sin bolsa. Son compatibles con los cabezales tipo A, D, G, M y S, y 100% reciclables.

Las cabezas de vaciado nos permiten sacar la cerveza del barril e introducirla en la tubería. Es fundamental que nos aseguremos de que nuestro modelo es compatible con el espadín del barril que vamos a pinchar. En función de esto, las cabezas de vaciado pueden ser de tipo A, D, G, M, S y U. La cabeza de vaciado se pincha sobre el barril y, con la ayuda del gas, se extrae la cerveza del barril para que comience su viaje por el resto de la instalación.

El serpentín, que nos servirá para dar a nuestra cerveza la temperatura óptima. En función de los grados a los que queramos servir nuestra cerveza deberá tener una longitud u otra. Existen varios tipos de serpentines:

  • Elípticos.
  • Cuadrados
  • Circulares
  • Especiales ( de horquilla, ovalados, para agua, etc.).

La tubería, nos permitirá llevar la cerveza de un elemento a otro.

El grifo es otro elemento del circuito de cerveza. Los grifos pueden ser de corte lateral o de corte vertical y debemos elegir entre un tipo u otro en función de la importancia específica que tenga la crema en nuestra cerveza. Otros criterios para hacernos con el grifo pueden ser si tiene compensador o no, o el material en el que está fabricado (acero inoxidable, latón o plástico alimentario).

Muy importante también es la elección del mango que vamos a utilizar. En muchas ocasiones es el primer contacto de nuestra marca con los clientes. Ante una oferta variada, una presentación atractiva de nuestra cerveza puede inclinar la balanza a nuestro favor. Existen infinidad de mangos, fabricados en diversidad de materiales. En los últimos años estamos asistiendo al auge de los mangos personalizados, que nos permiten presentar nuestra marca y realzarla frente a posibles competidores.

Circuito de frío

Es el que nos proporciona el frío necesario para nuestra cerveza.

El circuito de frío debe estar integrado por un enfriador y las líneas de refrigeración. Principalmente se suelen utilizar cuatro tipos de sistemas de enfriamiento, en función de su capacidad:

  • V-50: Cubeta: 365x365x300 (máx. 3 serpentines).
  • V-100: Cubeta: 418x418x360 (máx. 4 serpentines).
  • V-200: Cubeta: 490x490x450 (máx. 6 serpentines).
  • V-400: Cubeta: 640x640x550 (máx. 6 serpentines).

Como líquido refrigerante se emplea agua o glicol.

En cuanto a las líneas de refrigeración, existen principalmente dos sistemas. Las líneas de contacto y las de inundación.

En las líneas de contacto, el agua circula por el interior de unas tuberías de plástico y el frío se transmite del agua a la cerveza mediante el contacto entre la tubería del agua y la de cerveza.

En las líneas de inundación, el agua baña la línea de cerveza. De esta manera, el agua está en contacto directo con la tubería de cerveza.

Circuito de impulsión

Se trata del circuito que permite la impulsión de la cerveza desde el barril hasta el grifo.

El sistema de impulsión más utilizado es el de CO², compuesto por una botella de CO², un reductor de presión, tubería de conducción. Este sistema, permite además de impulsar la cerveza, añadir el CO² que necesita para que tenga el nivel adecuado de CO².

Siempre que trabajemos con CO² hemos de tener las siguientes precauciones:

  • Mantener la botella de gas siempre en posición vertical.
  • Instalarla en un lugar bien ventilado siguiendo las instrucciones del fabricante.

Para poder sacar el CO² de las botellas a la presión que necesitamos,  debemos disponer de reductor de presión Los reductores de presión nos permitirán tener una presión constante en nuestra instalación para impulsar la cerveza.

Es muy importante que controlemos la presión de CO² en nuestra instalación, ya que una presión excesiva o demasiado baja puede echar a perder nuestra cerveza.

Con todo lo visto anteriormente,

Esta es la instalación básica que os proponemos:

Dicho esto, es muy importante destacar que solo una correcta gestión y manipulación de la instalación de barril nos garantizará la dispensación de la cerveza perfecta.

Podéis dejarnos vuestras consultas en el formulario que hay a continuación 👇

Consúltanos tus dudas

Pin It en Pinterest

Compartir esto